Ni Piqué ni Puyol ni Cesc

Estarán en el partido de vuelta de la eliminatoria de cuartos de final de la Liga de Campeones entre nuestro F.C. Barcelona y el inglés Arsenal. Bajas considerables por ambas partes en un encuentro que será decisivo, pues el resultado en el Emirates Stadium ha sido de un agridulce empate a 2. ¿Por qué agridulce? Es un buen resultado teniendo en cuenta que el Arsenal es un gran equipo y el valor doble de los goles fueras, pero no lo es tanto si tenemos en cuenta que la mayor parte del tiempo, el equipo español fue ganando (primero 0-1, luego 0-2).

El todopoderoso ya pudo batir a nuestro compatriota Almunia en la primera parte, y es que los blaugranas salieron como un auténtico vendaval, con ocasiones de todo tipo en los primeros 20 minutos. Los gunners se defendieron bien y tuvieron suerte… aunque no fueron los únicos, ya que los de Wenger casi se ponen por delante en una jugada que iba a dar en el palo de Valdés. El partido se presentaba tan bonito como se esperaba, con equipos a los que les gusta jugar y que tienen dinamita arriba. La posesión era arrebatadoramente cosa del equipo catalán (70-30% decían las estadísticas), pero cuando el Arsenal lograba acercarse a la meta de Victor (muchas menos que los azulgrana) metían un miedo tremendo.

En la segunda parte, por fin la posesión insultante del Barcelona se convirtió en goles (2) de Ibrahimovic. En el minuto 46, la primera jugada tras la reanudación, Almunia tiraba todo su anterior trabajo por tierra con una salida en falso que el recuperado moralmente Ibra iba a aprovechar; y en el ’60 el sueco tampoco iba a desechar un pase de Xavi para fusilar por la escuadra y dar la eliminatoria casi casi por sentenciada. “El Arsenal era bueno, sí, pero no tanto como nos lo habían pintado” – debían de pensar los jugadores barcelonistas, aunque bien es cierto que pocos minutos antes del 0-2 el guardameta de L´Hospitalet había salvado a los suyos en un cabezazo de Bendtner.

Suponemos o que el Barça se relajó o que el Arsenal sacó todo lo que llevaba dentro viendo cómo se les estaba yendo la Champions. El caso es que el equipo español no remató, y “permitió” que Walcott, jugador fundamental hoy para los de Londres, disparase a puerta para batir a Valdés. Seguíamos 1-2, no era mal resultado, pero la jugada que nos derrumbó a todos fue en el último momento, a poco del final, cuando Cesc se trabó con las piernas de Puyol en el área catalana. El capitán era expulsado y Cesc hacía el empate de penalty, que iba a resultar definitivo. Como decíamos, ni Puyol ni Piqué ni Cesc estarán en el Camp Nou debido a las tarjetas. Gallas y Arshavin se lesionaron en el primer tiempo y ya veremos si son bajas o no también. Habrá que sufrir, esto no está acabado.

Ficha técnica:

Arsenal: Manuel Almunia; Bacary Sagna (Theo Walcott, m.66), Gael Clichy, Thomas Vermaelen, Abou Diaby; Cesc Fábregas, Samir Nasri, William Gallas (Denilson, m.44), Alex Song; Andrei Arshavin (Emmanuel Eboue, m.28), y Nicklas Bendtner.

Barcelona: Víctor Valdés; Dani Alves, Carles Puyol, Gerard Piqué, Maxwell; Sergio Busquets, Xavi Hernández, Seydou Keita; Pedro Rodríguez, Zlatan Ibrahimovic (Thierry Henry, m.76), Lionel Messi (Gabriel Milito, m.86).

Goles: 0-1, m.46. Ibrahimovic, m.46; 0-2, m.59. Ibrahimovic; 1-2, m.69. Walcott; 2-2, m.85. Fábregas, de penalti.

Árbitro: Massimo Busacca (SUI). Expulsó a Puyol y amonestó a Arshavin, Song, Fábregas, Eboue y Diaby, del Arsenal, y a Piqué, del Barcelona. .

Incidencias: Partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones, disputado ante 59.572 personas en el estadio del Emirates, del Arsenal.

1 Comentario
  • gafe
    abril 2, 2010

    Que mala suerte!!!!

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *