El Madrid pone pie y medio en las semis ante el Borussia

El Real Madrid venció por 3-0 al Borussia Dortmund en partido de los cuartos de final de la UEFA Champions League, y da un paso de gigante para acceder a las ansiadas semis. Además la noche contó con un protagonista inesperado, al entrar en el once Isco por una inoportuna gastroenteritis de última hora sufrida por Di María. El malagueño asumió la responsabilidad, y completó un partidazo marcando el segundo gol de la noche.

Ancelotti salió con Casillas, Carvajal, Sergio Ramos, Xabi Alonso e Isco en el once titular; en la segunda parte vimos también a Illarra y Morata. Ya se sabía que el Borussia no iba a ser un rival tan peligroso como el año pasado debido a las innumerables bajas con las que se presentaba. Aún así en una eliminatoria a doble partido, tan solo con un tanto fuera de casa te vale para llegar con vida a la vuelta, y más en un escenario donde el Madrid ya cayó el año pasado por 4-1.

De este modo una de las principales obsesiones de Ancelotti fue defender con mucha intensidad. En ese aspecto Ramos y Pepe estuvieron muy finos todo el partido, si bien no tanto a la hora de sacar el balón jugado. Y otro gran protagonista fue Carvajal. El lateral de La Rojita ha dado un paso adelante tras la baja de Arbeloa, y está aportando mucha llegada en ataque y rigor en defensa. De sus botas nació el 1-0 en el minuto 3, al servir un balón filtrado a Gareth Bale.

gol_de_bale_a_pase_de_carvajal_al_dortmund

El Borussia no encontraba su sitio y aunque llegó un par de veces a la contra, no inquietó la meta de Casillas en la primera mitad. Y todo se puso aún más de cara cuando en el minuto 27 Xabi Alonso cortaba un balón que llegó a Isco en la frontal del área, que el de Arroyo de la Miel puso como solo él sabe al palo corto rasita para poner el 2-0.

Isco_hizo_un_gran_partido_ante_el_Borussia

Un muy buen resultado con el que se fueron los blancos al descanso, pero que como decíamos podía complicarse en cualquier momento al recibir un gol. Pero no se conformaron con esta renta y en el 57 la ampliaron con un gol de Ronaldo en un mano a mano tras recibir un robo de Modric.

Hubo más ocasiones para los locales, pero también para los visitantes que se estiraron en busca del ansiado premio. Pero los centrales blancos estuvieron inconmensurables, y por si hacía falta también Casillas hizo un par de paradas de mérito antes del final del partido.

Un 3-0 que pinta muy bien para la vuelta, pero que no debe relajarles para no sufrir sorpresas imprevistas .

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *